“Love, Death + Robots”, ciencia ficción para enamorados y sádicos

“Love, Death + Robots”, ciencia ficción para enamorados y sádicos

- Por

Una de las maravillas de la ciencia ficción es que ésta es capaz de transportarnos a un sin fin de realidades alternas, las cuales, pueden ser tanto maravillosas como perversas, oscuras e incluso hasta excitantes –en todos los sentidos de la palabra- y, por qué no, también sádicas. Ejemplo de ello es la serie antológica Love, Death + Robots, una futurística animación presentada por Tim Miller y David Fincher.

Love, Death + Robots es una serie animada de Netflix con 18 cortometrajes dirigidos, cada uno de ellos, por un cineasta diferente, lo que brinda a todos sus capítulos de una originalidad y toques únicos sin tener relación uno con otro. Así, en este proyecto encontraremos historias que van de lo fantástico y lo mitológico, pasando de lo sexual y lo placentero, hasta llegar incluso al terror y al gore. ¿Qué más se puede pedir?

Asimismo, otra particularidad de esta serie animada es, precisamente, que incluso la misma técnica de animación cambia en cada uno de sus capítulos, por lo que veremos desde historias contadas en formato tradicional, 2D, rotoscopia e incluso un increíble CGI digno de cualquier gran producción hollywoodense e incluso de la más avanzada consola de última generación (para quienes estén más familiarizados con los videojuegos).

Por si fuera poco, a lo largo de la serie seremos testigos de varias historias que presentan sentimientos como el miedo, el amor o incluso repulsión y humor –a veces todos ellos juntos-, aunque siempre mezclados con algún tema de ciencia ficción y fantasía que no en pocos episodios llega a lo utópico y distópico.

Love Deat + Robots. Fuente: Wired
Love Deat + Robots. Fuente: Wired

Robots y amor                             

“La era del hielo” y “Buena cacería” son, por ejemplo, dos segmentos que mezclan no sólo una relación sentimental entre sus personajes, sino que mientras la primera nos presenta una fantástica historia de una pareja que encuentra una mini civilización viviendo (y evolucionando) en la nevera de su refrigerador, la segunda mezcla seres mitológicos y leyendas que, de forma muy bien equilibrada, hasta podría decirse que roza el steampunk debido a la época en que ocurren los hechos y a las “transformaciones” de su protagonista.

Love Deat + Robots. Fuente: iLikeTeeVee
Love Deat + Robots. Fuente: iLikeTeeVee

Robots y humor

“Los tres robots”, “El vertedero” e “Historias alternativas” son las historias que dotan a esta serie de una increíble dosis de humor que, aunque por momentos pareciera infantil y sumamente tierno (como lo es el caso de “Los tres robots”), en otros llega a ser tan negro y adulto que seguramente los padres no querrán que sus pequeños hijos miren a Hitler tener sexo salvaje con cuatro prostitutas por muy graciosa que se mire la animación.

Love Deat + Robots. Fuente: Screen Rant
Love Deat + Robots. Fuente: Screen Rant

Robots, utupías y viajes oníricos

“El yogur que conquistó el mundo” y “Noche de pesca” son el perfecto ejemplo de los peligros a los que está expuesto el ser humano por su propia ambición. Así, mientras en uno vemos a un inocente pero sabio yogur (aunque no sabemos de qué sabor) llevar a la humanidad a su auge y declive, en el segundo conocemos a un par de hombres que nos demuestran los peligros del “dejarse llevar por el momento”…aunque todo parezca ser un simple sueño.

A ellos cabría agregar “Piezas únicas”, donde veremos la trágica pero conmovedora historia de uno de los más grandes artistas que nos deja en claro de forma tajante que lo mejor no siempre es el éxito, sino lo simple y los pequeños placeres.

Love Deat + Robots. Fuente: Martin Cid
Love Deat + Robots. Fuente: Martin Cid

Robots y acción

“Trece de la suerte”, “Punto ciego” y “Trajes” son, quizá, los tres segmentos que presentan una mayor cantidad de acción dentro de esta antología, pues mientras en el primero de esta tercia somos testigos de la increíble fortaleza de una nave de combate y su piloto, en el segundo y el tercero podemos ver increíbles secuencias llenas de disparos y monstruos a cargo de carismáticos ladrones metálicos y heroicos granjeros.

Love Deat + Robots. Fuente: Martin Cid2
Love Deat + Robots. Fuente: Martin Cid2

Robots, tensión e infierno

“Más allá de la grieta”, “Testigo” y “Necesito una mano” dotan a esta antología no sólo de algunos cuantos bucles temporales que tanto amamos en la ciencia ficción, sino también de escenarios dignos del más tenebroso infierno espacial cual si de Event Horizont (1997) se tratara, pero sobre todo de una enorme tensión al saber que a veces la única forma de escape para los protagonistas será la auto laceración de su cuerpo.

Love Deat + Robots. Fuente: Bustle
Love Deat + Robots. Fuente: Bustle

Robots y gore (mucho gore)

“La guerra secreta”, “Mutantes”, “Vendrá por tu alma” y “La ventaja de Sonnie” son cuatro cortometrajes que fácilmente podrían crear su propia antología de terror-scifi-gore, pues además de ser historias sumamente interesantes en las que se mezclan criaturas sobrenaturales como vampiros, hombres lobo y demonios, están impregnadas de una increíble (y exquisita) cantidad de sangre y mutilaciones corporales como muy pocas veces nos suele regalar el cine animado; así que si piensan darle a Love, Death + Robots una oportunidad, deben saber que también serán testigos de fracturas expuestas de hueso, desollamientos, colmillos mutilando carne humana y hasta castraciones a punta de disparos con armas de fuego.

Por cierto… ¿olvidamos mencionar que la serie es sólo para adultos?