“Gonjiam: Psiquiátrico maldito”, de sustos y leyendas urbanas

“Gonjiam: Psiquiátrico maldito”, de sustos y leyendas urbanas

- Por

Cementerios, casas abandonadas, escuelas, fábricas…casi cualquier escenario es digno de pertenecer a una película de terror, sin embargo, si la historia de estos lugares está impregnada de leyendas urbanas o si en su interior ocurrió algún evento trágico (y casi siempre inexplicable), adquieren un tinte más oscuro y tenebroso, sobre todo si se trata de hospitales o psiquiátricos, cuyas habitaciones albergan muerte y locura. Para ejemplo de esto tenemos a Gonjiam (Gonjiam: Psiquiátrico maldito, 2018), del director Beom-sik Jeong.

Con tal de aumentar el número de visitas de su programa en internet, un grupo de jóvenes decide adentrarse en Gonjiam, un hospital psiquiátrico cuya historia cuenta que tiempo atrás todos sus pacientes se suicidaron, lo que provocó la desaparición de su directora de forma misteriosa y sin dejar rastro alguno. Sin embargo, una vez dentro del lugar, el grupo de amigos es testigo de una serie de eventos sobrenaturales que los hará arrepentirse de haber ingresado a dicho lugar.

Gonjiam. Fuente: Play Google

Gonjiam. Fuente: Play Google

La película se ha ganado el puesto de ser la segunda cinta de terror más taquillera en Corea, logrando una recaudación de 19.9 millones de dólares –el primer lugar lo ocupa Janghwa, Hongryeon (A Tale of two Sisters, 2003), del director Kim Ji-Woon- por lo que uno esperaría un producto capaz de helar la sangre de cualquiera. Sin embargo, a pesar de que quizá logre generar unos cuantos sustos en el espectador, no va más allá de ser una cinta que se queda a medias.

Esto ocurre porque la película tiene graves problemas desde su inicio, pues desde sus primeros momentos se augura que se trata de una cinta de terror bastante ligera. Lo anterior se deja ver desde que conocemos a los personajes que se adentrarán en Gonjiam, ya que la impresión que dan es la de ser un grupo de jóvenes que simplemente buscan tener una experiencia paranormal, pero en el fondo no parecen tomarse esto muy en serio, sino más bien como una exploración urbana que los ayudará a ser populares en internet.

Gonjiam. Fuente: Cinapse

Gonjiam. Fuente: Cinapse

Y es que durante el primer cuarto de la cinta sólo dan la impresión de ser unos cuantos hombres y mujeres que usan como pretexto su programa de terror por internet para salir a divertirse e ir de fiesta o de vacaciones. Por fortuna esto pasa rápido en cuanto los vemos llegar a lo localidad donde se encuentra el psiquiátrico Gonjiam, que es cuando la película comienza a ponerse un poco interesante.

Desgraciadamente este efecto no dura mucho, pues una vez que se preparan con cámaras, sensores y demás equipo que les permita detectar fantasmas, la historia tropieza poco a poco hasta sentirse bastante insípida. Esto se debe a que si bien ocurren una serie de secuencias “paranormales” dentro del hospital, la explicación de estos eventos se torna muy sencilla e incluso forzada, ya que desde que se revela cuál es la verdadera intención de algunos de los personajes al haber entrado a Gonjiam, es imposible no comparar la película con otras similares, como lo es Grave Encounters (Fenómeno siniestro, 2011), por lo que es fácil adivinar todo lo que ocurrirá a continuación.

Gonjiam. Fuente: Exorcine

Gonjiam. Fuente: Exorcine

Asimismo, aunque la idea de tomar la historia de uno de los lugares más embrujados del mundo para crear este filme es buena, su ejecución es lamentable debido al hecho de que en ningún momento se retoma de buena forma los trágicos eventos ocurridos en este lugar, sino que apenas si se ahonda en ellos y, lo que es peor, sólo se muestran como un pretexto para crear una cinta de terror; pues pareciera que la cinta cuenta la historia de cualquier casa embrujada y no la de un psiquiátrico en donde presuntamente ocurrieron torturas, experimentos atroces y suicidios masivos.

No obstante, si algo se debe de rescatar de este filme son unos cuantos momentos que son capaces de generar miedo (destacando uno en especial donde una de las participantes queda encerrada en una habitación con un extraño ser). Esto ayuda a que al menos el filme cuente con algunos cuantos jumpscares que podrán gustar al público que disfruta de apariciones repentinas o grandes ruidos que los hagan saltar de la butaca.

Gonjiam. Fuente: High on Films

Gonjiam. Fuente: High on Films

En resumen, Gonjiam es una película cuya historia se mira bastante prometedora debido a los misterios y leyendas que alberga el verdadero psiquiátrico en el cual se inspira, aunque por desgracia hace un mal uso de estos recursos para, en su lugar, presentar una trama muy ligera y forzada cuya mayor fortaleza es apenas causar unos cuantos (y sólo unos cuantos) sustos de sobresalto; sólo eso y no más.