"Atómica": espionaje y el muro de Berlín

«Atómica»: espionaje y el muro de Berlín

- Por

La historia es sobre secretos de estado, misiones imposibles y conflictos internacionales, musicalizada por artistas como David Bowie, Peter Schilling, Nena y The Clash.

Uno de los hechos históricos que más se ha llevado al cine es lo que se conoció como Guerra Fría, periodo sin intercambio de disparos (exceptuando la Guerra de Vietnam) que dividió al mundo en dos bloques: comunista (Unión Soviética y aliados) y capitalista (Estados Unidos y aliados). Estos hechos ocurrieron desde finales de la Segunda Guerra Mundial y hasta la caída del muro de Berlín. En dicho escenario se desarrolla Atomic Blonde (Atómica en algunos países de habla hispana).

Ambientada en 1989, cuando falta poco para que el muro sea derribado, un agente encubierto del MI6 aparece muerto del lado comunista de la capital alemana, asesinado a balazos por el agente de la KGB, Yuri Bakhtin, quien además le sustrae una lista que contiene varios nombres de otros agentes encubiertos de la MI6. La espía Lorraine Broughton (Charlize Theron) deberá recuperar esa lista, cueste lo que cueste.

"Atómica": espionaje y el muro de Berlín

Es una adaptación muy fiel de la novela gráfica The Coldest City, escrita por Antony Johnston, con ilustraciones de Sam Hart y publicada en 2012 por Oni Press, que contiene los elementos necesarios para consagrarse como un clásico de espías.

Crítica

Charlize Theron aparece en un flamante papel y, acompañada de un excelente elenco, entregan un emocionante largometraje sin duda feminista y LGBT. Asimismo, cuenta con excelentes secuencias de acción y dosis necesarias de sensualidad y erotismo, encerradas en una intriga repleta de violencia en la que pareciera que nadie es de fiar.

Además, la fotografía da una faceta neo noir a la narrativa, mientras la inmejorable banda sonora brinda identidad al marco referencial en el que se desarrolla la trama.

"Atómica": espionaje y el muro de Berlín

Davis Leitch, quien trabajó como director de segunda unidad en Fight Club (1999), V for Vendetta (2005) y The Bourne ultimatum (2007) –por mencionar piezas exitosas de su filmografía–, funge por primera vez en Atómica como director en solitario. En tanto, el meticuluso guion fue escrito por Kurt Johnstad, quien tuvo el mismo rol en 300.

La cinta se estrenó el 12 de marzo de 2017 en el South by Southwest Film Festival y formó parte de la selección del Fantasia International Film Festival el mismo año. Tuvo 17 nominaciones, de las cuales ganó 10, entre ellas, mejor actriz y el premio de la audiencia Top 10 del año en CinEuphoria.

"Atómica" espionaje y el muro de Berlín

En concreto, Atomic Blonde es una adaptación en la que Theron efectivamente hace un protagónico explosivo y mortal. La encumbrada actriz muestra facultades ya vistas en Fury Road (2015) que dan tanta fuerza al personaje al grado que se vuelve prácticamente imposible imaginar a alguien más en el papel.

Todo lo anterior se amalgama con los elementos clásicos del espionaje en el cine: misiones contra reloj, lealtad, traición, muerte y patriotismo. Una intensa película que no se debe pasar por alto.