‘Yesterday': Los Beatles como pretexto para una “bizarra” ficción | Cine O'culto

‘Yesterday’: Los Beatles como pretexto para una “bizarra” ficción

- Por

Típico, todo aquel que se involucra en la música busca la fama, el éxito y que sus canciones se escuchen y sean coreadas en todo el mundo. Sin embargo, no todos cumplen su deseo.

Si el músico no logra el reconocimiento de más allá de una decena de personas, éste se autodenomina como fracasado o en el mejor de los casos, asume con serenidad que simplemente esa vida no es para él, y en ocasiones, ingresa en un vaivén entre ambas perspectivas, a veces, por años.

A partir de esta crisis existencial es que se construye el pilar de ‘Yesterday’, la nueva película de Danny Boyle (‘Trainspotting’, ‘Slumdog Millionaire’ y ’28 Days Later’).

Jack (Himesh Patel) trabaja en un supermercado, y junto con su mejor amiga, Elie (Lily James), que además es su manager, roadie, chofer y fan número uno, busca en los conciertos y la creación de canciones una alternativa para que ambos tengan una distracción de sus rutinarias vidas, para en algún momento convertirse en un músico famoso.

Una noche, luego de un decepcionante concierto, Jack decide renunciar a la música para siempre y sufre un accidente que lo deja en el hospital. Cuando es dado de alta, descubre que nadie puede recordar a Los Beatles. Es decir, no existen y nunca existieron, lo cual se convierte en su gran oportunidad para saltar a la fama.

Es aquí cuando el protagonista se envuelve en un mundo color de rosa, pero con un dilema que eclipsa su milagrito, a través de una trama como de un sueño, con algunos momentos de pesadilla, de esas de las que no se puede despertar.

Por otro lado, las canciones de los Beatles están bastante bien «covereadas», pese a ser composiciones interpretadas al menos unas 500 veces por innumerables artistas desde hace décadas.

Queda claro que uno de los mensajes del director (valiéndose de una comedia como canal de transmisión) es que la música de los Beatles sería igual de poderosa en cualquier época que surgiera.

Quizá, no se sabe, es un bien justificado capricho por inyectar más vida a esas canciones que hicieron historia, debido a un presente en el que es inevitable percibir una decadencia (con honrosas excepciones) en varios géneros musicales, cada vez más vacíos y con compositores menos talentosos.

También es necesario mencionar que, si bien rompe con algunos estereotipos, ‘Yesterday’ no está libre de clichés. Además, algunas reconstrucciones de los grandes momentos en la carrera del cuarteto de Liverpool, inevitablemente alentan el ritmo de la película.

Aun así, esos ligeros bajones son aplastados con el ácido humor de entretenidos «sketches» y varios «gags» presentes durante todo el filme, además de una hilarante crítica a la industria musical y a la mercadotecnia.

Todo lo anterior, desarrollado con varios elementos emblemáticos de Boyle, muchos de ellos vistos en ‘Slumdog Millionaire’.

En conclusión, el balance es positivo: una historia de fantasía muy entretenida que, con todo y sus clichés, no cae en «palomera» y logra mantener en todo momento el interés por conocer el desenlace.

¡Bien por Danny Boyle!