Repulsivos, siniestros y retorcidos: 10 cortometrajes en stop motion

Repulsivos, siniestros y retorcidos: 10 cortometrajes en stop motion

- Por

En el cine, sobre todo en el de terror, se suele pensar que para crear una buena historia de miedo es necesario un desarrollo que profundice detalladamente no sólo en los personajes, sino también en el trasfondo del monstruo o cualquiera que sea la otredad a la que se enfrentan los protagonistas, sin importar que para ello el filme dure un par de horas. Sin embargo, el horror también suele esconderse detrás de tramas de tan sólo unos cuantos minutos, los cuales le bastan para hacerse presente y quedar capturado en la mente del espectador durante incontables noches, haciéndolo presa de las más vividas pesadillas.

Ejemplo de esto son los siguientes 10 cortometrajes en stop motion, donde se pueden encontrar historias que van de lo siniestro, pasando por lo repulsivo y terminando en lo retorcido y hasta enfermizo, mismos que te demostrarán que las pesadillas pueden durar sólo unos instantes, pero recordarse durante toda una vida.

El gato con manos. Fuente: Cortosdemetraje
El gato con manos. Fuente: Cortosdemetraje

1 – The Maker

Bajo una hermosa pieza musical de Paul Halley, el director Christopher Kezelos cuenta la cautivadora historia de amor de un conejo –por llamarlo de alguna forma- quien, al parecer, harto de su soledad decide crearse una compañera ideal con quien compartir su vida. Sin embargo, a pesar de sus esfuerzos y su cariño, las cosas parecen no salir bien.

Este cortometraje logra en tan sólo cinco minutos abordar una trama no sólo nostálgica, sino incluso impredecible, pues si bien en un inicio se creería estar mirando una clásica historia de amor y la necesidad de compartir la vida con alguien más, el desenlace es algo todavía más profundo.

2 – Hamster Hell

Psicópatas, monstruos, bestias, robots…cada uno tiene sus métodos para asesinar y, aun así, quizá ninguno de ellos o ni todos juntos son tan sádicos como lo puede llegar a ser un niño pequeño que, debido a su falta de noción respecto a la vida, la muerte y el sufrimiento, no percibe el daño que le puede hacer a otros, sobre todo a pequeños animales indefensos, a quienes muchas veces perciben como simples juguetes.

Lee Hardcastle nos trae un corto de apenas seis minutos en los que nos demuestra esta situación. Pero no se dejen engañar, pues a pesar de estar realizado con plastilina, este trabajo cuenta con una gran cantidad de violencia al ver cómo dos pequeños hamsters deben sobrevivir a las torturas de su joven dueño. Por supuesto, está de sobra mencionar que puede ser una obra no apta para niños.

3 – T is for Toilet

El mismo director demuestra en este trabajo una vez más su habilidad con la plastilina y la imaginación, pues si bien podrán no ser los mejores esculpidos, sus historias son sumamente atrapantes por cuanto más irreverentes son. Ahora, en este segmento nos presenta la pesadilla en que se puede convertir el ir al baño para un niño…aunque les advertimos que quizá aquí miren más sufrimiento que en cualquier película gore.

El corto pertenece a una antología llamada The ABC’S of Death, donde a varios directores se les asignó una letra del abecedario y, a partir de ella, tenían que crear un cortometraje cuyo título comenzara con dicho carácter.

4 – Las gemelas de la calle poniente

Así como un bebé regordete puede ser lo más tierno en este mundo, también una bella ancianita -en cuyo rostro cada arruga es el resumen de una experiencia vivida- es capaz de ganarse nuestro corazón en un instante, pues quién podría resistirse a una mirada de ojos cansados y a una sonrisa que sólo expide bondad.

Sin embargo no es el caso de este cortometraje, donde sus creadores, Marc Riba y Anna Solanas, nos cuentan la historia de dos hermanas con gustos bastante peculiares, quienes harán pasar una noche de pesadilla a un inocente niño.

5 – Violeta, la pescadora del mar negro

Retorcido, nauseabundo y pervertido son sólo tres palabras de muchas con las cuales se podría describir este cortometraje, el cual, también es producto de la mente de Riba y Solanas.

Una niña debe cuidar de su madre y su abuela de las formas más extrañas e impactantes, pues son dos mujeres cuya situación no les permite valerse ya por ellas mismas. No obstante, dentro de las cuatro paredes a las que ella probablemente llaman hogar también se alberga un horror inimaginable.

6 – Bobby Yeah

Robert Morgan dirige el que, quizá, es el cortometraje más perturbador de esta lista –al menos visualmente hablando-, pues mediante un curioso personaje antropomorfo que bien podría ser la cruza entre un diablo, un conejo y un humano, nos presenta una historia en donde vemos cómo este ser tendrá que sobrevivir a muchas más criaturas que, por alguna razón, lo persiguen con el objetivo de asesinarlo.

Sin embargo, conforme el corto avanza también se revela un secreto que si bien no luce tan turbio, la situación en la que ocurre es lo que hace a esta historia una trama asfixiante e incómoda de mirar.

El trabajo de Morgan se caracteriza por presentar personajes grotescos que parecerían habitar únicamente en las más terribles pesadillas de las mentes más dañadas, pues mediante trozos de carne, dientes, cabezas y rostros humanoides, así como cientos de referencias sexuales, logra transmitir un horror como pocos lo hacen.

7 – The Separation

Se dice que el amor de hermanos es más fuerte que cualquier otro, incluso más que el de los enamorados o el de madre e hijo; y si queda duda alguna de ello, basta con mirar este corto realizado también por Robert Morgan, en donde nos muestra una dulce pero también atroz historia.

Al igual que el cortometraje anterior, este tiene la particularidad que Morgan suele imprimir a sus proyectos, demostrando que con el simple cuerpo humano es capaz de crear las pesadillas más impactantes que quizá muchos de nosotros ni siquiera nos atreveríamos a soñar aún si de ello dependiera nuestra vida; tal y como nos lo deja en claro este trabajo donde dos hermanos harán lo posible por estar juntos una vez más.

8 . El gato con manos

Si pensaban que Morgan sólo era capaz de crear horrores mediante la figura humana, les asombrará saber que también cuenta con la capacidad de transmitir sus retorcidas ideas a la especie animal, justo como lo plasma en este corto, donde en apenas poco más de tres minutos nos introduce en una pesadilla digna de un impactante cuento de terror.

9 y 10 – Lucia, Luis y el lobo

Si los trabajos de Morgan son con seguridad los más perturbadores en esta lista, los siguientes dos se ganan el puesto de los más siniestros, pues mediante un stop motion que diera la impresión de ser un plano secuencia, se nos narran dos historias por separado que, por sí solas, parecieran no tener sentido, pero que unidas, se convierten en algo sucio –literal y metafóricamente hablando- y pesadillezco que nos demuestra que a veces, y sólo a veces, los peores y más grandes horrores se encuentran cautivos dentro de cuatro paredes.

Luis

Lucia

Tras ver estos últimos dos trabajos quizá se pregunten “¿Dónde está el lobo?”. Bueno, si quieren obtener la respuesta, entonces deben mirar La casa lobo (aquí nuestra reseña) de los directores Cristóbal León y Joaquín Cociña, quien junto con Niles Atallah crearon este par de cortos que encuentran su conclusión en dicha cinta.