Sid Haig: 10 cintas para recordar a la leyenda del terror y el blaxploitation

Sid Haig: 10 cintas para recordar a la leyenda del terror y el blaxploitation

- Por

Ha muerto Sid Haig, el ícono del cine blaxploitation y de serie B de terror, un actor que ahora se convierte en leyenda gracias a un retorcido carisma con el que nos llevó de la mano por los oscuros pasillos de una casa con 1000 cadáveres, pero que también nos mostró la salida del infierno al ser un rechazado del diablo.

La muerte del veterano fue dada a conocer por su esposa Susan L. Oberg, quien vía Instagram informó que Haig murió a los 80 años de edad tras haber sufrido un grave accidente que lo dejó hospitalizado durante varios días. Por desgracia, aunque se dijo que el actor estaba recuperándose poco a poco, su fallecimiento fue inminente días después.

Sid Haig. Fuente: Syfy Wire

La causa de muerte no fue especificada, pero se sabe que su salud se agravó cuando, una vez internado en cuidados intensivos, tuvo un fuerte vómito que aunque fue atendido a tiempo invadió parte de sus pulmones, siendo ese uno de los momentos más críticos de su estado. Días después se hizo público el fallecimiento de Haig mediante un emotivo mensaje escrito por su esposa:

«Sábado, septiembre 21, 2019, mi luz, mi corazón, mi amor verdadero, mi rey, la otra mitad de mi alma, Sidney, pasó de este reino al otro. Él ha regresado al universo, ya es una estrella brillante en el paraíso. Fue mi ángel, mi esposo, mi mejor amigo y siempre lo será. Amó a su familia, a sus amigos y a sus fans. Esto ha sido un shock para nosotros.

Sidney Eddie Mosesian. 7/14/39 – 9/21/19. Esposo, padre, abuelo, amigo. Buenas noches, mi amor, nos encontraremos de nuevo, en otro tiempo. Te amo», escribió Susan vía Instagram.

Sid Haig. Fuente: Comic-book

Inmediatamente después del anuncio varios de sus compañeros actores y actrices, así como algunos directores con los que trabajó, dieron su pésame a través de distintas redes sociales. No obstante los fanáticos de Haig también hicieron saber su tristeza, pues inundaron la internet como muy pocas veces se ha visto en honor al actor, y es que si bien no es raro este tipo de reacciones cuando una gran personalidad muere, sí es un tanto peculiar que se presente de forma tan masiva dentro del cine de terror, terreno en el que Haig se dio a conocer principalmente.

Y es que si el impacto de su muerte fue tanta entre la comunidad cinéfila, es porque en cada uno de sus papeles –así como dentro y fuera de la pantalla– Sid contaba con una enorme personalidad que transmitía un carisma entrañable pero a la vez bizarro, cualidades con las que se dio a notar en filmes de bajo presupuesto pero, más actualmente, en los trabajos del cineasta Rob Zombie, quien lo convirtió en su actor fetiche.

No obstante su trabajo no se limita al terror, por lo que aquí te presentamos algunas de sus cintas más emblemáticas en las que, a pesar de no ser siempre el protagónico, cuentan con una gran importancia en la carrera del hombre que siempre será el retorcido y siempre entrañable Capitán Sapulding.

Sid Haig. Fuente: IMDb

Spider Baby (1967)

Comedia de terror de culto donde Haig se muestra como un hombre con un retraso mental y un enorme apetito sexual. Aquí, Lon Chaney Jr. protagoniza una historia donde en una familia sus miembros se convierten en extrañas “criaturas” antropófagas al cumplir los 10 años de edad.

Point Black (1967)

Aunque casi siempre en papeles secuendarios, Sid Haig participó en grandes clásicos de su época, entre ellos se encuentra esta cinta del director John Boorman en la que un ladrón se embarca en una travesía de misterio con tal de vengarse del compañero que lo abandonó y dio por muerto en la isla de Alcatraz.

Coffy (1973)

Quizá el más grande clásico del blaxploitation de la historia, en el que Haig participó junto con Pam Grier antes que ambos estuvieran bajo la dirección de Quentin Tarantino en una misma película. En esta historia de “explotación negra”, una enfermera se hace pasar por enfermera con tal de acercarse a quienes indujeron a su hermana al mundo de las drogas.

Foxy Brown (1974)

Otro clásico del blaxploitation, aunque en esta ocasión no consiguió la misma aceptación que Coffy, sin embargo, lo que sí tiene en común con ésta es que de nueva cuenta Sid y Grier volvieron a encontrarse en esta cinta que de nueva cuenta tiene a una enfermera como protagonista, sólo que en esta ocasión busca venganza contra un grupo de gángsters que asesinaron a su amado.

THX 1138 (1971)

Aunque su trabajo tuvo éxito principalmente en el cine de serie B, Haig también incursionó en la visión de directores de un cine más comercial, como lo fue George Lucas y su película THX 1139, en la que Haig encarna al sujeto NCH en un mundo donde los seres humanos son simples caparazones carentes de cualquier emoción.

Jackie Brown (1997)

Haig también ha hecho equipo con Quentin Tarantino, y no una, sino dos veces.

La primera de estas ocasiones fue en uno de los filmes del cineasta en el que, a pesar de no contar con el estilo tan sangriento que lo caracteriza, con los años ha ganado un gran séquito de seguidores. Nos referimos a Jackie Brown, donde Haig se metió en las leyes al interpretar a un juez en esta historia donde una mujer idea un asombroso y maquiavélico plan para hacer frente a un par de maleantes.

Kill Bill Vol. II (2004)

El segundo trabajo de Haig con Tarantino fue en Kill Bill Vol. II, donde da vida a un curioso empleado de un bar de strippers en esta historia llena de venganza y sangre, mucha sangre.

En la película, Beatrix es una mujer dispuesta a dar muerte a todos los asesinos que acabaron con sus sueños e ilusiones el día de su boda, por lo que emprenderá un violento camino en busca del responsable de su tragedia.

Bone Tomahawk (2015)

Cinta del viejo oeste en la que Haig se mete en la piel de un sanguinario forastero. Sin embargo, la historia principal se centra en un grupo de hombres que debe rescatar a la amada de uno de ellos de las fauces de hambrientos caníbales.

The House of the 1000  Corpses (2003)

Primer gran película de Sid Haig con Rob Zombie en la dirección. Fue en este proyecto donde Haig se ganó su título indisputable del Capitán Spaulding, un bizarro hombre disfrazado de payaso que gustaba de vender pollo frito en la carretera y tener su propia casa de los horrores.

En esta cinta, un grupo de amigos se ve atormentado por una familia psicópata que tiene como pasatiempos asesinar desconocidos de las formas más perversas y pervertidas posibles. Un festín de personajes donde, a pesar de las manías y filias de todos y cada uno de ellos, Sid destaca en su papel del Capitán Spaulding.

The Devil’s Rejects (2005)

Considerada como la mejor película de Rob Zombie y uno de los grandes slashers modernos (lee la reseña aquí), en ella Haig vuelve a interpretar a Spaulding, quien vuelve acompañado de Otis (Bill Moseley) y Baby (Sheri Moon Zombie), una triada que se encargara de desatar el infierno en la tierra al desatar grandes matanzas y torturas. La película cuenta con un final que para muchos es uno de los más emocionantes que ha dado el cine de terror.

La lamentable muerte de Haig fue un duro golpe para sus fanáticos, aunque por fortuna dejó un legado bastante amplio con el cual recordarlo, además, este hijo del infierno tuvo las agallas, el coraje y la fuerza suficiente (¡como sólo un maldito rechazado del diablo como él tendría!) para filmar una última película titulada Three from Hell, igualmente dirigida por Rob Zombie y que no es otra sino la cinta que da por concluida la trilogía que se completa con las dos películas anteriores.

Three from Hell ya estrenó en cines limitados de EE.UU., pero aún no cuenta con fecha de estreno para otros países.