Las 10 mejores adaptaciones cinematográficas de libros de Stephen King | Cine O'culto

Las 10 mejores adaptaciones cinematográficas de libros de Stephen King

- Por

De acuerdo con Guinness, dato citado recientemente por el sitio El País, Stephen King es el escritor más adaptado en el mundo del cine. Cerca de 230 obras de ficción, ya sean directa o indirectamente, están inspiradas en el macabro imaginario del padre del terror contemporáneo.

Stephen King cuenta con un repertorio de novelas y relatos cortos espeluznantes, de esos que nos hacían quedarnos despiertos hasta muy noche, impedidos, a causa del terror, a mirar bajo la cama. Muchos de ellos han mostrado el esplendor de su esencia en lo que ahora son clásicos cinematográficos, aunque, claro, no todos han recibido la justicia que merecen.

Es por ello que en Cine O’culto nos dimos a la tarea de crear una lista con las 10 mejores adaptaciones del rey (King) -de menor a mayor rango-, una tarea para nada sencilla:

10. Pet Sematary 

En el número diez, pero no por eso menos impactante, se encuentra Pet Sematary (Cementerio de mascotas, 1989). Stephen King también tiene una actuación en esta producción, junto con Fred Gwynne, Dale Midkiff, Denise Crosby y Miko Hughes, lo cual le da un toque muy único, así como tenebroso.

El argumento es el siguiente: Una familia se muda a una nueva casa en Maine cerca de un lugar llamado El cementerio de mascotas, sitio en el que los niños de la localidad entierran a sus animales fallecidos, especialmente aquellos que son arrollados en la carretera principal. Más adelante, Church, el gato de la familia, es atropellado por un camión y pierde la vida. No quedará más que enterrarlo en dicho panteón. ¿Pero qué pasará cuando a la tarde siguiente el gato vuelva a casa, convertido en un ser abominable y extraño?

Cementerio maligno, como también fue llamada esta película, fue dirigida por Mary Lambert y recaudó, sólo en Estados Unidos, $57 millones de dólares. Se espera que para 2019 se estrene un remake con Jason Clarke y Amy Seimetz.

9. Christine 

¿Alguna vez sentiste fascinación por tu primer automóvil? ¿Alguna vez esa fascinación fue tan profunda que terminaste…enamorándote de tu primer automóvil? En esta película, dirigida por John Carpenter, un Plymouth 1958 embrujado llega a manos de Arnie (Keith Gordon), un chico inadaptado y, dicho sea de paso, algo raro.

Christine nos muestra la esencia más acertada del libro original, un bellísimo auto rojo capaz realizar actos imposibles y descabellados. The New York Times no pudo describirlo mejor:

Con una sonrisa malvada, es capaz de pisotear, quemar, asfixiar y aplastar a sus enemigos, y aunque realiza estas hazañas al sonido de canciones vintage de rock and roll, Christine no es terriblemente espeluznante. No es sino a partir de una escena en la que el auto se arregla a sí mismo, alisando sus defensas abolladas y puertas aplastadas, que la película adquiere un sentimiento trascendentalmente sobrenatural. 

¿Un dato curioso? Ocurrió, para este caso en particular, una situación que es atípica en el mundo de las adaptaciones cinematográficas de libros, tanto novela como película se estrenaron el mismo año: 1983.

8. The Green Mile

Otro clásico inspirado en una novela de Stephen King, The Green Mile (Milagros inesperados, 1999) cuenta la historia de Paul Edgecomb (Tom Hanks), un oficial que dentro la prisión que maneja conoce a un preso condenado a muerte por el asesinato de dos niñas llamado John Coffey (Michael Clarke Duncan).

Lo que vuelve a Coffey muy especial, y casi un milagro, es que tiene la habilidad de curar. Su descomunal tamaño y complexión física no son un impedimento para que tanto Paul como el equipo que labora con él se cuestionen la culpabilidad de Coffey, quien sólo cuenta con un deseo antes de morir: ver una película.

La fábula de Coffey es una metáfora de cómo la bondad absoluta choca con la perversidad de un mundo enfermo, para apagarse después.

La película, dirigida por -quién más si no él- Frank Darabont, es una adaptación fidedigna del libro de Stephen King, quizá con una diferencia significativa. En las últimas páginas de la novela, un anciano Paul narra un desventurado viaje en autobús junto a Janet, su esposa. Ambos asistían a la graduación de su nieta. En el camino, ocurre un accidente con un autobús y casi todos mueren, incluida Janet, quien lanza su último aliento en brazos de Paul. Desesperado, éste llama a Coffey y le pide que le regrese la vida a su mujer. Es entonces cuando Edgecomb ve al fantasma de Coffey mirándolo fijamente.

The Green Mile fue premiada con cuatro premios Oscar.

7. Stand by Me

Stand by Me, de 1986, resultado del genio de Rob Reiner e inspirado en The Body, de Stephen King, es una de esas películas que absolutamente todos debemos ver antes de morir.

Cuatro chicos con serios problemas emocionales y circunstanciales emprenden una aventura en busca del cuerpo de un chico de su edad que desapareció días atrás, con el propósito de salir en televisión. A lo largo del camino, se enfrentarán a situaciones riesgosas y traumáticas, lo que cambiará para siempre sus vidas.

Esta película coming-of-age obtuvo un 94% de comentarios frescos en Rotten Tomatoes.

Asimismo, Rob Reiner logró llevar a la pantalla grande una adaptación casi perfecta de la obra original de King.

6. The Mist

En el sexto lugar nos encontramos con una obra cinematográfica de Frank Darabont, director con el que Stephen King tiene una larga historia, ya lo veremos más adelante en el punto número tres. En The Mist (La niebla, 1980), conocemos a David Drayton, un hombre que debe luchar por sobrevivir junto a su hijo de cinco años dentro de un supermercado en un a pequeña ciudad de Bridgotn, Maine.

Tras una violenta tormenta eléctrica, una blanca y espesa niebla invade rápidamente la ciudad, ocasionando que el supermercado se vuelva el único bastión para un reducido grupo de personas, entre ellos David y su hijo Billy. Pero la niebla trae consigo una horda de monstruos sedientos de destrucción y deseos de eliminar uno por uno a los supervivientes. 

La historia de La niebla rompe las fronteras del miedo, no sólo es una novela/película que trae consigo seres inimaginables para la mente humana, portadores de siniestros y rosados tentáculos, de alas nauseabundas con las que se elevan hasta los cielos y caen en picada, apresando a los desgraciados humanos, sino que nos hace ver que el verdadero peligro es el mismo hombre, que, aplastado por una desesperada y apocalíptica realidad, se vuelve más bestial que todas las demás bestias.

Y a pesar de que el final de la película es significativamente diferente al del libro de Stephen King, podemos decir que es una brillante adaptación que se quedará en la mente de los fanáticos de King durante generaciones y generaciones.

The Mist cuenta también con una adaptación televisiva, estrenada en 2017 a través de Netflix.

5. IT

Y cuando estés aquí abajo, conmigo, tú también flotarás. Durante la época de los noventa, era muy común que los niños tuvieran pánico de meterse a bañar, no fuera a ser que Pennywise les saliera por la coladera y los arrastrara hacia una muerte segura.

En 1986, Stephen King escribió una novela que, cuatro años más tarde, se llevaría a un formato de televisión en dos entregas. Eso, como fue nombrada en español, fue une película-serie que marcó un punto de no retorno en la ficción de terror.

En el primer episodio, conocimos al Loser’s club, integrado por una bandada de niños bulleados que tenían un encuentro con Pennywise, un payaso asesino y sediento de sangre que se convertía en las peores pesadillas de sus presas. Más adelante, el club descubre que el malévolo ente aparece cada veintisiete años y se alimenta de niños, es ahí cuando planean destruirlo. El segundo episodio, mismo que nos ubica en los años noventa, veintisiete años después del primero, nos presenta a los protagonistas de esta historia siendo adultos; la mayoría no ha podido superar los eventos que tomaron lugar en su infancia. Tras el resurgimiento de la criatura, Bill, Ben y Beverly volverán al pueblo que dejaron atrás para tratar de destruir de una vez, y para siempre, a la abominación.

Evidentemente, dado el formato que se utilizó para esta producción y a la cantidad de páginas que tiene la novela original de IT, la miniserie dejó de lado partes del libro que podrían considerarse como “paja”, seleccionando únicamente aquellas que eran imprescindibles para contar esta historia. Podemos asegurar, sin temor a equivocarnos, que IT es una genial adaptación, así como el remake que presenciamos en 2017 (27 años después de que se estrenara la obra de Tommy Lee Wallace).

4. Misery 

¿Quien no siente goosebumps (¿vieron lo que hice ahí?al recordar la fatídica escena en la que Annie Wilkes, excelsamente interpretada por Kathy Bates, le rompe los pies con un mazo a Paul Sheldon (James Caan), su escritor favorito en todo el mundo? Para colmo de nuestra estabilidad mental, dicha parte de la película está acompañada de fondo por Sonata Clair de Lune, de Beethoven. El resultado, aciago.

En Misery (Miseria, 1990), Rob Reiner (sí, nuevamente) hizo lo que cualquier director esperaría realizar en vida, juntó a un cast de impacto y, además, le dio a cada uno el papel indicado, lo que vuelve casi improbable que otro director se apropie de la obra que Reiner recreó. A Kathy Bates y James Caan los acompaña una gloriosa Lauren Bacall, así como Richard Famsworth, en el papel de Buster, y Frances Sternhagen.

Posiblemente, la diferencia más importante entre la obra de Stephen King y la película de Reiner es que en la primera nos encontramos con Annie y Paul ya dentro del hogar de ésta, a la par que vamos descubriendo cómo es que el aclamado escritor terminó ahí. En la película, en cambio, vemos cronológicamente cómo fue que se dieron las cosas.

3. The Shawshank Redemption

Tal vez no muchos lo sepan, pero The Shawshank Redemption (Sueño de Fuga, 1994) es una de las mejores representaciones de un relato corto del escritor norteamericano. No sólo eso, sino que está catalogada como una de las cinco mejores películas de todos los tiempos, junto con El Padrino II y Scarface. Para muestra, el ranking de las 250 mejores películas, de IMDB.

No podemos dejar de lado, dado el hondo impacto de este clásico, el hecho de que Frank Darabont, quien jamás había dirigido algo en su vida, compró los derechos de esta historia a Stephen King por la risible cantidad de sólo un dólar. De hecho, años más tarde, el autor devolvió a Darabont un cheque por  5,000 dólares, mismos que recibiera tras el lanzamiento de la cinta, con una nota que decía: “Por si acaso algún día necesitas dinero para la fianza. Con cariño, Steve”.

No obstante que The Shawshank Redemption contiene algunas variaciones importantes respecto a la obra original, Rita Hayworth and Shawshank Redemption, relato publicado en el libro Different Seasons, en cuanto a personajes y eventos, la película logró capturar el alma de la narración y, aunado a las brillantes actuaciones de Morgan Freeman y Tim Robbins, además del épico soundtrack, tocar fibras en cada uno de los espectadores.

2. Carrie 

La premisa es magistral: una perturbada e introvertida adolescente con una madre fanática descubre que tiene habilidades sobrenaturales, ella es capaz de mover las cosas a voluntad únicamente con el poder de su mente. La historia tomará un rumbo funesto cuando, harta de ser objeto de la burla de sus compañeros, Carrie decida cobrar venganza.

La novela tiene varias adaptaciones al cine, pero solamente una ha logrado posicionarse como la máxima digna representante del título, y ésa es la película homónima de 1976, dirigida por Brian De Palma y con las brillantes actuaciones de Sissy Spacek, Piper Laurie, Amy Irving y John Travolta, entre otros.

Carrie tiene un lugar muy especial en los oscuros corazones de Stephen King y todo su séquito de seguidores a lo largo del globo, pues se trata del primer libro publicado por éste, en el año de 1974. La película, de igual forma, tiene una forma extraordinaria y orgánica de narrar esta ficción.

No se necesitaron de grandes efectos especiales o tecnología de punta para filmar esta cinta, sino de un guion extraordinariamente adaptado al libro original, grandes actuaciones y una dosis de horror inigualable. Un plus que todo fanático de esta historia y del maestro del terror debe conocer, pero creímos necesario mencionar en esta nota, es que personajes como Matilda, de Roald Dahl (1988) y Willow Rosenberg, de Buffy la cazavampiros (1997-2003) , estuvieron inspirados en Carrie.

1.The Shining 

Llegamos por fin a la mejor adaptación de una obra de Stephen King. Aquí entramos en una contradicción, pues el mismo Stephen King odió con todas sus fuerzas esta adaptación creada por Stanley Kubrick. No obstante, como película, es una grandiosidad. Estamos hablando de The Shining (El resplandor, 1980)

En uno de los papeles más representativos de su carrera, Jack Nicholson logra de manera suprema retratar a Jack Torrance, escritor y ex alcohólico que acepta un empleo como vigilante en el hotel Overlook, lugar donde, junto a su familia (su esposa y su pequeño hijo, Danny) deberá pasar en total aislamiento una gélida temporada. Todo irá bien por un tiempo, hasta que los fantasmas que acechan el lugar y los tremendos poderes telepáticos de su hijo -y Tony- conviertan la trama en una vorágine de insanidad y horror.

Quizá las diferencias más notables entre el libro y la película, y posibles causantes del descontento que ésta le provoca a nuestro querido Stephen King, sean las siguientes: la historia del Overlook es totalmente diferente; Jack era quien más trabajaba en el mantenimiento del hotel, no Wendy, como se nos hace ver; Danny y Jack tenían una relación estrecha con mucha complicidad, no eran dos figuras totalmente aparte y sin vínculos como nos lo vendió Kubrick; el bate de beisbol jamás fue utilizado por Jack para perseguir a su familia, en su lugar utilizó un roque de croquet; el libro nos muestra el ataque a Wendy de manera más brutal, pues Torrance le rompe dos costillas y la golpea sin piedad; y la última diferencia, aunque existen un sinfín más, Dick Halloran no muere.

Aún con eso, amamos esta adaptación y la vanagloriamos con la indiscutible victoriosa en nuestra lista…

Por último, y para cerrar esta nota, te decimos cuáles son las adaptaciones favoritas del maestro del terror, según comunicó en una entrevista con Deadline:

“Bueno, tengo un número de adaptaciones que me gustan, pero las que me encantan son: The Shawshank Redemption, siempre me gustó trabajar con Frank (Darabont), él es un tipo dulce y franco, y Stand by Me, de Rob Reiner”.